cómo quitar gotelé

Cómo quitar gotelé y dejar una pared lisa

Publicado en

Hasta hace unos años costaba encontrar una casa que no estuviera pintada siguiendo la técnica del gotelé.

Sin embargo, hoy cuesta encontrar una propuesta para reformar un piso o pintar una casa nueva que incluya la opción de pintura con gotelé.

De hecho, una de las primeras cosas que hacen quienes compran una vivienda antigua es quitar el gotelé de todas las paredes y techos de la casa. Una labor que, pese a que a priori pueda parecer complicada, es más fácil de lo que parece si se sigue un paso a paso detallado como el que ofrecemos a continuación.

Así que si quieres saber cómo quitar gotelé de paredes y techos, sigue leyendo 👇.

Cómo quitar el gotelé de la pared, paso a paso

Antes de empezar a quitar el gotelé es fundamental saber qué tipo de acabado tiene la pared que deseas modificar. Lo más probable es que, o bien haya sido acabada con pintura plástica, o bien con pintura al temple

La manera más rápida de averiguarlo es humedeciendo ligeramente la pared. Si ves que esta absorbe el agua con rapidez, es porque está acabada con pintura al temple, y si el agua resbala, es porque está acabada con pintura plástica.

Veamos, pues, cómo quitar el gotelé de las paredes acabadas tanto con pintura al temple como con pintura plástica:

Cómo quitar el gotelé de una pared acabada con pintura al temple

  1. Empieza buscando una brocha o un rodillo y humedeciéndolos para posteriormente aplicar una capa de agua sobre la pared. Espera unos minutos y, cuando veas que el agua ha penetrado en el gotelé, ráscalo con una espátula o con un rascador de pintura.
espátula para quitar gotelé
  1. En cuanto hayas retirado la última gota de gotelé y se haya secado por completo la superficie, procede a tapar los defectos que se hayan quedado en la pared con masilla.
  2. Una vez enmendados los defectos con masilla espera a que la pared esté completamente seca para lijar la superficie y darle una mano de imprimación con fijador o sellador.
  3. Espera a que este se asiente y, luego, pinta la pared con pintura plástica del color que quieras. Si lo prefieres también puedes decorarla con papel o con cualquier revestimiento decorativo.

Cómo quitar el gotelé de una pared acabada con pintura plástica

En el caso de que tu pared con gotelé haya sido acabada con pintura plástica, podrás elegir entre dos opciones para eliminarlo y dejar la pared lisa:

La primera opción pasa por aplicar un decapante para relieves para que ablande la capa de pintura. Una vez el gotelé esté blando y seco, ráscalo con una espátula. En cuanto lo hayas retirado todo procede al masillado y al lijado de desperfectos antes de aplicarle la pintura que desees.

La segunda opción -que será a la que deberás recurrir si el decapante no ablanda lo suficiente el gotelé- pasa por aplanar la pared con masilla renovación. Con esta técnica, en lugar de retirar el gotelé para dejar la pared lisa y pintarla, lo que harás será cubrir la pared con una pasta especial para igualarla al nivel de las gotas y dejarla lisa para poder pintarla.

Si optas por esta segunda opción te recomendamos que repitas la operación para asegurarte de que toda la pared ha quedado al mismo nivel antes de lijarla y, por supuesto, proceder a pintarla.

Qué necesito para quitar el gotelé de paredes y techos

quitar gotelé paredes y techos

Antes de que te pongas manos a la obra, asegúrate de que tienes a mano todas las herramientas y materiales necesarios para proceder a quitar el gotelé.

En primer lugar necesitarás plástico o papel para cubrir todas las zonas que quieras evitar que se manchen o dañen (puertas, ventanas, zócalos, rodapiés, llaves de luz, suelos, etc.).

Para protegerlas adecuadamente del polvo y de los residuos que se generarán durante el proceso de retirada del gotelé, también necesitarás recurrir a cinta de carrocero.

En el caso de que no quieras comprarte un mono desechable te recomendamos que te vistas con prendas de ropa viejas que no te importe estropear para siempre.

Por último, no olvides comprar una buena mascarilla y unos guantes de seguridad de tu talla que te permitan trabajar con comodidad.

Una vez hayas protegido la zona de trabajo y estés ataviado con la ropa y los elementos de seguridad busca:

  • Una brocha o un rodillo para humedecer el gotelé de la pared.
  • Una espátula o un rascador para retirarlo.
  • Masilla para tapar los defectos que hayan podido quedar durante la retirada.
  • Una lijadora de pared y techo para dejar la pared lisa y a nivel.
  • Sellador o fijador para que agarre bien la pintura.
  • Pintura plástica del color que quieras pintar las paredes y/o los techos.
  • Decapante para relieves (en el caso de que quieras quitar el gotelé de una pared acabada con pintura plástica)
  • Masilla de renovación para igualar la pared al nivel de las gotas y dejarla lisa (si sigues la opción 2 para retirar el gotelé de una pared acabada con pintura plástica).

Cómo ves, quitar el gotelé no es una tarea especialmente complicada. Eso sí, exige unas cuantas horas de trabajo. Todo sea por disfrutar de unas paredes y techos lisos y perfectos. ¡Hasta nunca, gotelé!.